Cómo soldar acero inoxidable: guía práctica y consejos

soldar acero inoxidable

Las excelentes propiedades mecánicas y anticorrosivas del acero inoxidable, ampliamente reconocidas, son de gran valor para la industria. No obstante, cuando se trata de realizar una soldadura, es imprescindible dominar la técnica adecuada y poseer todos los conocimientos necesarios.

En esta guía descubrirás los secretos para realizar soldaduras de alta calidad en acero inoxidable, los equipos necesarios y algunos valiosos consejos prácticos.

Características técnicas del acero inoxidable en soldaduras

Existen ciertas características del acero inoxidable que resultan esenciales conocer antes de realizar su soldadura:

  • El acero inoxidable es resistente a altas temperaturas, pero puede debilitarse si experimenta cambios estructurales a temperaturas muy altas.
  • Tiene baja conductividad térmica, por lo que retiene calor en la zona soldada y requiere de un enfriamiento lento.
  • Existe riesgo de corrosión intergranular después de la soldadura si no se emplea la protección adecuada durante y después del proceso.
  • Hay diferentes tipos con distintas composiciones y propiedades, como los austeníticos (304, 316) y los ferríticos (409, 430).
  • Cada tipo de acero puede requerir condiciones de soldadura diferentes.
  • Los aceros austeníticos como el 304 y el 316 suelen ser más fáciles de soldar que los ferríticos.
  • El proceso de soldadura requiere protección para evitar corrosión y enfriamiento lento para prevenir posibles cambios estructurales.

Por supuesto, existen otras características que pueden afectar al acabado final de la unión de aceros, pero las que mencionamos aquí son algunas de las que se suelen tener más en consideración.

Por otro lado, en función de factores como la rapidez, la dificultad o el acabado, se pueden hacer distintos tipos de soldadura para unir piezas de acero

Tipos de soldadura para acero inoxidable

¿Qué clase de soldadura es mejor para el acero inoxidable? A continuación nombramos algunas de las más utilizadas a nivel industrial:

  • Soldadura TIG: es una de las más populares y se recomienda para soldar acero inoxidable de espesores delgados y medios. Una de sus ventajas es que permite un excelente control del calor y protege la soldadura con un gas inerte.
  • Soldadura MIG/MAG: permite procesos más rápidos y automatizables. Es un método muy productivo que generalmente se usa para espesores medios. Requiere un gas de protección y alambre adecuados al material. Sin embargo, este método puede generar más humo que la soldadura TIG.
  • Soldadura por arco manual con electrodo revestido o SMAW: este tipo de soldadura se caracteriza por el uso de un arco eléctrico entre el material base a soldar y una varilla metálica a la que llamamos electrodo.
  • Soldadura láser: necesita un equipo costoso pero genera soldaduras muy limpias y estéticas. Es útil en aplicaciones delicadas y permite obtener cordones de gran resistencia, menos sensibles a la erosión. Además, el uso del láser en estos trabajos es mucho más rápido que otros métodos de soldadura como TIG o MIG.

Cómo soldar acero inoxidable, paso a paso

Un ejemplo de soldadura en acero inoxidable podría ser el método TIG sobre acero 304. Se realiza siguiendo los siguientes pasos:

  • Primero se preparan las piezas, lijando las zonas de unión para eliminar óxidos y suciedad.
  • A continuación, se alinean y sujetan las piezas en la posición para soldar con pinzas o tornillos. Comprobar la alineación.
  • Se eligen los parámetros correctos de electricidad (amperaje), gas de protección (Argón) y material de aporte según el tipo de acero inoxidable (en el caso del acero 304 podría ser el 308L) y se prepara la varilla de tungsteno.
  • Se precalienta si el material en el caso de que el grosor supere los 3mm, para evitar el choque térmico.
  • Llegado este punto es el momento de comenzar la soldadura, se puede hacer con la técnica de pases cortos en zig-zag para controlar el calor.
  • Se rellena el cordón uniendo los pases laterales hasta llenar la unión. Evitar sobrecalentar.
  • Se elimina el óxido con un cepillo de acero tras cada pase. No usar cepillos metálicos.
  • Se deja enfriar lentamente, tapando la soldadura para evitar fisuras. No enfriar en agua.
  • Se eliminan las salpicaduras si las hubiera, aunque no son comunes en la soldadura TIG si se realiza correctamente.
  • Se pasiva para regenerar el film de óxido protector. Esto se realiza mediante inmersión o con un gel pasivador.

Para cada tipo de soldadura los pasos pueden variar. Antes de realizar una operación de este tipo es fundamental conocer todos los métodos y sus pros y contras.

Tips adicionales para soldar acero inoxidable

Estos son algunos consejos extra para lograr soldaduras de calidad en acero inoxidable:

  • No se deben mezclar tipos de acero inoxidable diferentes en una misma soldadura.
  • Hay que tener cuidado con las proyecciones y salpicaduras. Pueden provocar picaduras de corrosión.
  • No se deben dejar poros, grietas ni falta de penetración. Son puntos débiles ante la corrosión.

Equipos y materiales necesarios

Para soldar acero inoxidable correctamente pueden ser necesarios diferentes equipos en función del método utilizado, entre los que se encuentran:

  • Equipo de soldadura TIG o MIG con las características adecuadas de potencia y amperaje.
  • Electrodos o hilo de aporte específicos para acero inoxidable. De calidad y correctamente almacenados.
  • Gases protectores: Argón para TIG o mezclas Argón+CO2 para MIG.
  • Equipo de protección: máscara, guantes, ropa ignífuga.
  • Herramientas de limpieza: cepillos de cerda blanda, de acero, líquido pasivante.
  • Sujeción: tornillos, pinzas, placas, mesas de soldar.

Y es que realizar soldaduras de calidad en acero inoxidable requiere conocer bien las particularidades de este material. Seguir los consejos de preparación, ejecución y acabado de esta guía ayuda a evitar defectos y obtener uniones fuertes y duraderas.

CATEGORÍAS
Tabla de contenidos
ÚLTIMAS ENTRADAS
soldadura por puntos
Tecnología
Soldadura por puntos – Una guía completa

La soldadura por puntos se ha convertido en una de las más utilizadas en una industria cada vez más automatizada. Esto se debe a muchas razones, entre las cuales se cuentan su alta eficacia, rapidez y eficiencia.

Leer más »
CONTÁCTANOS
Bericht